Natalia Oreiro ayuda a la visibilización desafiando a las autoridades rusas.

Fue en uno de sus últimos shows en Rusia, un país donde sus autoridades son acusadas de discriminar a los homosexuales.

c1bog11w8aegsgk

La uruguaya tiene millones de fans en Rusia y según contó recientemente ya perdió la cuenta de cuántas veces viajó a ese país a presentar su música.

Amada e idolatrada, en Rusia se dio el lujo de desafiar a las autoridades mostrando una bandera del orgullo gay.

En un país cuyas autoridades son acusadas de homofóbico, Oreiro se la jugó y exhibió esta bandera, según informó en su cuenta de Twitter Franco Torchia, quien contó que fue Natalia quien le envió la foto, informó RatingCero.com

Fuente: subrayado.com.uy

En Rusia una pareja de lesbiana logra casarse.

rusia-600x338.jpg

Las rusas Sofía Grozovsky y Lynne Reid han logrado un hito para la comunidad LGBTTI en Rusia. La pareja de lesbianas fue la primera en contraer matrimonio ante el estado ruso el pasado 19 de marzo en la oficina delregistro civil de Tagansky, en Moscú. Sofia Grozovsky es una chica trans inscrita legalmente como hombre, por ende los funcionarios de la oficina del registro civil tuvieron que acceder a entregarles el certificado de matrimonio.

giphy-2-2.gif

Sabemos que Rusia es una de las naciones más reacias a la diversidad sexual, por ende todo resulta extremadamente complicado por esos lares. Por este motivo, si bien no son las condiciones ideales para que esta pareja pueda casarse con total libertad y con sus necesidades cubiertas; celebramos que hayan logrado burlar las estrictas leyes y concretar su merecidísimo cometido.

rui1.jpg

Llegar al edificio no les ha sido fácil,ya que tanto la pareja como los invitados lucían los colores del arco iris en banderas, lazos e incluso Lynne Reid, una de las contrayentes, llevaba una corbata multicolor como símbolo de protesta por los inexistentes derechos LGBTTI en Rusia. La madre de Reid también estaba allí para mostrar su apoyo a la pareja.

Los empleados del Registro Civil quisieron negarles la entrada por tratarse de una pareja del mismo sexo. Incluso a Sofia Grozovsky le pidieron que se vista de acuerdo al sexo que figura en su dni para que la dejaran ingresar.  Los legisladores rusos están estudiando un proyecto de ley en el que obligarán a las parejas a usar “un traje en consonancia con el género tradicional” cuando se casan.Un argumento totalmente ridículo e irrisorio, pero que sirve de escudo a su ferviente negligencia. De todas maneras, Sofía (de pantalón blanco) y Lynne (de pantalón negro), han logrado burlar la ley antes de su aprobación definitiva.

ru_0.jpg

Los funcionarios del registro llamaron a la policía para echar a los invitados a los que se les acusó de “vandalismo” y se les recriminó el ir acompañados por un niño como testigo del enlace. Incluso amenazaron a amigos y familiares de las contrayentes instando a que guardaran sus accesorios de arco iris ya que podrían ser considerado “propaganda gay”.

La extrema ridiculez de los funcionarios rusos los llevo a atrincherarse en en una oficina del registro civil y a negarse a abrir la puerta. Luego de largas negociaciones con los asistentes a la boda, acordaron retirar sus banderas del Orgullo, pero no así sus ropas con los colores arco iris, a cambio de tener un certificado de matrimonio. Ninguno de los invitados, ni siquiera a los padres de las recién casadas, se les permitió presenciar el momento en el que la pareja recibe el certificado.

En última instancia, la oficina del registro no pudo detenerlas de su derecho legal de obtener un certificado de matrimonio y Sofía y Lynne se intercambiaron los anillos frente a sus amigos y familiares como símbolo de su amor.“Íbamos a esperar para casarnos hasta el mismo día que el matrimonio para parejas del mismo sexo fuera legalizado en Rusia”, dijo una emocionada Reid, “pero todavía es extremadamente complicada para las personas trans cambiar sus documentos oficiales. Si la mujer que amo tiene un pasaporte que dice que ella es todavía un hombre, entonces significa que no había nada que nos detenga para hacer esto. Espero sinceramente que, en el proceso, cualquier homófobo estalle de rabia  e impotencia”, sentenció la recién casada.

Como cualquier boda que se precie, Sofía Grozovsky y Lynne Reid, también tienen su propio video de todo lo que pasó en su enlace. Finalmente, y pese a las duras políticas rusas, una vez más el amor ha triunfado.

Fuente:loottis.com

Rusia rechazó ley contra la comunidad LGBT

Organizaciones de Derechos Humanos habían denunciado que este endurecimiento de la ley contra la “propaganda” homosexual preveía penas de prisión incluso a las personas que salieran públicamente del armario.

640x-1.jpg

Según la agencia de noticias RBC, la Comisión de Legislación Constitucional ha rechazado el proyecto de ley “debido principalmente al hecho de que, desde un punto de vista formalmente jurídico, el proyecto de ley era analfabeta”.

Este proyecto de ley fue presentado por Iván Nikitchuk, un parlamentario del partido comunista que llegó a afirmar que “la homosexualidad es una gran amenaza para toda persona normal y que puede afectar a los hijos o a los nietos”. Sin embargo, la prohibición sólo se aplicaría a los hombres, ya que, como afirmó Nikitchuk en una entrevista en una radio nacional, “las mujeres son más razonables”.

Los comités parlamentarios del Legislativo ruso rechazaron el proyecto de ley del Partido Comunista que proponía castigar con multas e incluso arrestos de hasta 15 días la exhibición de la homosexualidad en público.

Los comités de Legislación Constitucional de la Duma (cámara baja) y del Senado recomendaron a los diputados votar en contra del proyecto.

Su autor, el comunista Iván Nikitchuk, calificó la homosexualidad como una enfermedad contagiosa comparable con la drogodependencia y el alcoholismo“.

Allí donde la homosexualidad se propaga con ayuda de la propaganda le sigue la pedofilia, pese a todos los intentos de los homosexuales por ocultarlo, señala la propuesta comunista.

El proyecto de ley contempla multas de hasta 5.000 rublos (63 dólares) por manifestar “una orientación sexual no tradicional en lugares públicos” y arrestos de hasta 15 días para los ciudadanos que lo hagan en centros educativos.

Rusia prohibió en 2013 la propaganda de la homosexualidad entre los menores de edad, una ley que las minorías consideran una flagrante violación de su libertad de expresión.

Según una reciente encuesta, un 37 % de los rusos cree que la homosexualidad es una enfermedad que se debe curar.

El cantante Elton John quiere dialogar con Wladimir Putin sobre los derechos del colectivo LGBT

El cantante británico Elton John aseguró hoy que está “concertando una reunión” en Moscú con el presidente ruso, Vladimir Putin, para hablar sobre los derechos del colectivo LGTB (lesbianas, gays, transexuales y bisexuales) en ese país.

elton

Sir Elton John

El intérprete, que habló de este futuro encuentro en una entrevista en BBC Radio 4, afirmó que Putin lo llamó hace unas semanas y que durante la conversación le “pidió disculpas”, y se mostró “muy afable y sincero”.

El cantante especificó que por fin le llamó el “auténtico” Putin, en alusión a una broma que en septiembre le gastaron un par de cómicos rusos, cuando le telefonearon y se hicieron pasar por el mandatario.

Elton John ha explicado que “tan pronto” tengan, tanto él como Putin, una fecha disponible en sus agendas irá a Moscú y se reunirá con el líder ruso.

“No sé si conseguiré o no algún progreso”, apuntó el cantante, quien aclaró que no irá “directo” al jefe del Kremlin a decirle: “tienes que hacer esto o tienes que hacer lo otro”.

“Este es el inicio de un diálogo y no se va a ningún sitio sin un diálogo”, matizó.

Elton John, que ha calificado de “ridícula” la actitud de Putin sobre el colectivo LGTB, también se ha referido al bloqueo del Partido Democrático Unionista (DUP) en Irlanda del Norte para legalizar el matrimonio entre parejas del mismo sexo.

Para el también compositor y pianista, “los políticos deben espabilar y entrar en el siglo XXI” y se mostró “seguro” de que si los ciudadanos pudieran votar la ley de matrimonio homosexual saldría adelante.

Preguntado sobre si haría un concierto en Irlanda del Norte, el cantante aseguró que sí: “soy músico, no político pero siempre que pueda hablaré claro sobre los derechos y, especialmente, sobre los derechos LGTB”.

Fuente:  El Nacional

Rusia. Sacerdote de la iglesia ortodoxa sale del armario.

Antiguo profesor de idiomas en un seminario, se ha convertido ahora en un símbolo de la lucha contra la intolerancia en un país donde las minorías sexuales, tras un periodo de libertad tras la caída de la Unión Soviética, vuelve a estar reprimida por la discriminación social y la homofobia institucional.

92529.th_max

Un pope ortodoxo, Artiom Vechelkovski, ha desafiado la actual corriente homofóbica en Rusia al salir del armario y abandonar la Iglesia al perder la fe en Dios y en sus superiores, lo que le ha costado la persecución oficial.

“Desde que tengo uso de razón sé que soy homosexual, pero yo nunca consideré que fuera un pecado. En cambio, la alta jerarquía de la Iglesia Ortodoxa Rusa cree que arderé en el infierno”, ha señalado Vechelkovski.

“Al entrar en la Iglesia uno debe confesarse. Pero en la confesión sólo hay que arrepentirse de los pecados. Y para mí ser gay no es algo por lo que deba pedir perdón”, dijo.

Asegura que durante todos los años que fue miembro de la Iglesia “nunca se sintió incómodo en su piel”, ya que “todos los que le rodeaban sabían que era homosexual, eran muy comprensivos y nunca me condenaron”.

“Es que yo soy muy feliz de ser gay. Nunca he pedido a Dios que me hiciera de otra forma. Tampoco sufrí nunca por ello. Siempre fui discreto. Nunca fui a un desfile de orgullo gay. Todo el mundo sabía cómo era yo, pero nadie se escandalizaba”, insistió.

Considera que la Iglesia Ortodoxa Rusa está llena de gente “honesta” y “tolerante”, pero que la alta jerarquía es otra cosa: “La Iglesia no es un Ejército uniforme. Hay disparidad de opiniones. Hay gente ultraconservadora y otra muy tolerante. Los religiosos de a pie no son homófobos, pero los que encabezan el episcopado sí lo son”, resalta.

Vechelkovski cree que “la Iglesia ya no cumple sus funciones que consisten en propagar el mensaje de Dios”, ya que se ha convertido “es una institución centrada en ganar dinero y para la que dar de comer a sus feligreses ya no es una prioridad”. “Es una estructura jerárquica hipócrita. El aparato burocrático eclesiástico es dictatorial, no democrático. Los popes son esclavos de la arbitrariedad de sus superiores. La Iglesia necesita una revolución, un nuevo Martín Lutero que reforme las instituciones”, asevera.

El sacerdote conoció a su actual pareja en 2010 y dos años después se fueron a vivir juntos a un apartamento, tras lo que fue alejándose “gradualmente” de Dios.

Con todo, niega que la Iglesia le conminara a marcharse y que ser homosexual fuera lo que le empujó a dejar el seminario, sino su pérdida de vocación. “Si hubiera seguido creyendo en Dios, hubiera seguido. Cuando me hice cura era un idealista, un romántico. Me gusta decir que estaba enfermo y ahora, que he madurado, me he curado”, señaló.

Reconoce que fue un “salto en el vacío”, que “era muy feliz” como profesor en el seminario, donde enseñaba inglés, español, griego, latín, hebreo y el Nuevo Testamento. “Los estudiantes me querían mucho. La verdad es que fue un poco una aventura, pero no quería tener que mentir sobre mi fe. Firmé una solicitud y colgué los hábitos”, dijo.

Ahora vive con su madre en su Togliatti natal, pero reconoce que se mudará con su pareja en cuanto encuentre un trabajo, mientras cuenta con el apoyo moral de su hermano gemelo, que también es cura.

“Ahora sólo quiero vivir y ser feliz. Sigo creyendo en los ideales morales cristianos, pero no quiero tener nada que ver con la iglesia. Espero que me dejen enseñar, que es lo que sé hacer. Me gustaría trabajar de profesor en una escuela, mi auténtica vocación”, confiesa.

“Con la llegada al poder de Vladímir Putin hemos regresado a la Edad Media”

En cuanto a la situación en la sociedad rusa, la describe como “catastrófica”, cuando tras la caída de la Unión Soviética hubo un período de “mucha tolerancia”. “Con la llegada al poder de Vladímir Putin hemos regresado a la Edad Media. Uno no puede creer que estemos en un país europeo del siglo XXI. La retórica oficial es inculta y bárbara, y únicamente busca manipular a las masas”, opina.

Sobre la ley contra la propaganda homosexual ironizó que “sólo con decir que eres gay ya te pueden acusar de propagar la homosexualidad. Persuadir a alguien para que se haga gay, es como convencerlo para que tenga los ojos verdes”. El mismo ha sido víctima de la nueva ley, ya que las autoridades han abierto una causa penal en su contra por promover la homosexualidad.

“Me han amenazado en varias ocasiones, pero es cosa de las autoridades. No veo odio en los ojos de la gente. No creo que todos sean homófobos. Espero que esta retórica signifique el pronto fin de Putin”, admite.

NOTA PUBLICADA EN: Cáscara Amarga